¿Por qué entonces los hombres niegan a Dios, si pueden conocerlo mediante la razón?



Conocer a Dios invisible es un gran reto para el espíritu humano. Muchos se acobardan ante él. Otros no quieren conocer a Dios, porque ello supondría tener que cambiar su vida. Quien dice la pregunta acerca de Dios carece de sentido, porque no se puede resolver, se lo pone demasiado fácil. (37-38).

 “Donde está el Espíritu del Señor, allí está la libertad.”

2 Corintios 3:17.

 

 

 

 

email

Palabra del Día

Conoce tu Iglesia

Noticias Externas

Ver Más »

Patrono de nuestra comunidad

Palabras Clave Entrantes